Mi vida de película seria...

Si quisiera vivir una vida de película seria “la insoportable levedad del ser”, vivir en Praga, inundarse de las casualidades, fotografiar los momentos únicos, los contrastes de la vida, el romance, lo blanco y negro, la delgada música clásica…